Dieta sin vegetales: ¿en este sistema alimenticio más daño o beneficio? ¿Puedo perder peso rápidamente con una dieta moderna sin verduras?

Los nutricionistas modernos están considerando todas las opciones dietéticas para las personas con diferentes necesidades y hábitos alimenticios.

La novedad absoluta es negarse a comer incluso los platos de verduras, reemplazando temporalmente las verduras con una gran cantidad de proteínas.

Famoso nutricionista Pierre Duacan les ofrece a todos que aprovechen sus métodos al alternar días de carne y vegetales, y comiencen el proceso de perder peso desde el período de “ataque”, que dura de varios días a una semana. Tal enfoque, según el Dr. Dukan, desencadena los procesos metabólicos en los seres humanos, causando que las reservas internas se consuman, las grasas.

Médico británico Zoe Harcombe – autor del bestseller aclamado “La epidemia de la obesidad” – confía en que la persona dieta stroyneyuschego debe incluir más carne roja, huevos, pescado y mantequilla, pero las verduras, especialmente los que contienen almidón (entre ellos comunes en nuestras raíces del país – patatas, remolacha y zanahorias) deben estar en la dieta reduce significativamente el tiempo, y aún mejor para eliminar por completo.

Conocido en Rusia La dieta del Kremlin también, se basa en la puntuación estricta, la preferencia en la dieta se da a los platos de carne y pescado, pero el número de verduras se reduce notablemente.

¿Qué une las tres teorías populares? Rechazo temporal de verduras y cambio a alimentos con proteínas. Se cree que en la digestión de las proteínas de nuestro cuerpo gasta más energía y, por tanto, se separaron maneras más rápidamente con el exceso de peso. Otra ventaja: este enfoque no sufre de la masa muscular y hay muchas razones para creer: el proceso de combustión se produce precisamente az por el tejido adiposo, muscular y no el hombre tan valioso para el funcionamiento normal del cuerpo.

Las reglas básicas de una dieta sin verduras

La dieta sin verduras tiene sus propias reglas, que deben cumplirse, para no dañar el cuerpo con severas restricciones.

No olvide que está a dieta, así que trate de observar al menos principios generales del valor calórico, no dejarse llevar, por ejemplo, nueces y frutos secos.

Hay mejores 5 a 7 veces al día en porciones pequeñas. La proteína animal, ya sea la más útil y la dietética, no debe comer más de 150 a 200 gramos a la vez. Esto se hace para reducir el tamaño del estómago.

Una dieta sin verduras es más importante que nunca beber tanta agua pura como sea posible: la dosis óptima es de dos litros por día. El agua ayuda a que los intestinos funcionen sin fallas y, en general, es muy útil en las dietas.

Y recuerde: mantener una dieta sin verduras durante más de una semana sigue siendo indeseable. Una dieta sin vegetales en lugar de carga extrema en el cuerpo: la fibra es necesaria para el estómago y los intestinos funcionen correctamente. Por su extremo más delgado en las verduras: cocinar guiso de baja grasa vegetal, calabaza hornear, hacer vinagretas y ensaladas frescas, sazonar con jugo de limón o de aceites vegetales de alta calidad.

¿Qué alimentos son importantes para excluir de la dieta para el momento de la pérdida de peso en una dieta sin verduras?

Primero que nada es necesario excluir completamente patatas, zanahorias, remolachas, que contienen una gran cantidad de almidón. Otras verduras brillan al mínimo.

No permitido hay una rica repostería: pizza, panecillos, confitería, galletas, dulces o pasteles.

No te dejes llevar carne grasosa y ahumada, salchichas y delicias, apoyarse en tocino o todo tipo de entrecapas. Es mejor no comer chuletas fritas o pollo a la parrilla, excluir frito en crema agria, colín en masa, etc.

Si es posible, muy poco debe ser productos enlatados, incluso los más inocuos a primera vista, como guisantes, maíz, aceitunas o atún en su propio jugo. El hecho es que los productos industriales tienen mucha sal, azúcares y conservantes que interfieren con la pérdida de peso.

En general, si es posible, necesita una dieta sin verduras limitar el consumo de sal y aún más, azúcar. Como dijo la inolvidable Raisa Zakharovna de la película “amor y palomas”: la sal es un veneno blanco, y el azúcar es la muerte blanca y estos consejos son muy relevantes durante la dieta.

¿Y qué alimentos se pueden consumir en una dieta sin verduras?

La base de la dieta debe componer gachas: trigo sarraceno, cebada, cebada, avena. Simplemente elija alimentos no cocidos al vapor, pero lo más natural posible, de preferencia por una cocción larga. La fibra, contenida en los cereales, en ese momento reemplazará a los productos de origen vegetal, sin los cuales el trabajo completo del tracto gastrointestinal es impensable.

Necesariamente necesito comer proteínas: huevos, pescado bajo en grasa, como abadejo, eglefino, bacalao, salmón rosado o chum. Calamares cocidos y camarones son bienvenidos como fuentes de proteína de calidad. Los pescados se pueden cocer al vapor, horneados en papel de aluminio y espolvoreados con jugo de limón. No solo es delicioso, sino muy útil.

Prepare la mama sin piel, carne de ternera baja en grasa. Muy bueno durante la dieta, caldos, licuado, sopas ligeras con verduras.

Es interesante experimentar, hacer salsas originales basadas en yogur natural bajo en grasa o matzoni. El requesón bajo en grasa, la leche horneada fermentada o la crema agria pueden contribuir a la pérdida de peso en esta dieta sin verduras.

Puedes comer una vez a la semana un plato de pasta cocida al estado de “aldente”. Puede verter la pasta con una cucharadita de aceite de oliva y comer como guarnición de pescado o marisco.

Un par de veces a dieta permitido comer Pero la capa debe ser prácticamente transparente.

Una dieta sin verduras no significa que tenga que renunciar por completo a los alimentos de origen vegetal. Deje que las bayas, frutos secos, nueces vengan a ayudarlo. Fresco o seco y, por supuesto, en dosis prudentes. Agrégalos a las sopas o gachas, haz cócteles y sopas livianas sobre la base, y luego la dieta será transferida no solo mucho más fácil, sino que placenteramente complacerá con la variedad.

Comprar pan negro o pan con salvado. Darán una sensación de saciedad y no saciarán con carbohidratos útiles.

Hacemos un menú por cinco días para una dieta sin verduras

Lunes

El lunes, cocine para la papilla del desayuno con leche baja en grasa o en agua. Agregue un puñado de higos o ciruelas pasas. Beba un vaso de té verde con miel y limón.

Como aperitivo es conveniente una galleta fermentada baja en grasa sin azúcar, un vaso de helado o bayas frescas.

Para el almuerzo, prepare el caldo con ternera magra o cilantro, hornee un par de manzanas grandes, tome un vaso de café sin azúcar.

La merienda puede consistir en manzanas, horneadas con nueces y requesón bajo en grasa.

Y la cena terminará el sabroso día con una tortilla de proteínas y agua mineral con especias de lúpulo-suneli. Puedes morder un plato de huevos con dos pedazos de pan Borodino.

Martes

El martes, coma en el desayuno gachas de alforfón con una rebanada de mantequilla. Agregue un vaso de compota con bayas frescas o congeladas.

El almuerzo puede consistir en un vaso de yogurt y algunos panes. Como segunda opción, puedes comer un puñado de anacardos y beber un vaso de té de hierbas.

Para el almuerzo, cocine una gran porción de calamar con jugo de limón, coma de, compota exprimida o té verde.

El refrigerio puede ser simple, fácil, sabroso y consiste, por ejemplo, en un paté casero de hígado de pollo y un par de pan negro.

La cena puede consistir en abadejo al horno, espolvoreado con aceite vegetal, y como ensalada puede cocinar una pequeña porción de cebada perlada o trigo sarraceno cocido al vapor con agua hirviendo.

Antes de ir a la cama, bebe un vaso de kéfir y luego te alimentarán bien hasta la mañana siguiente.

Miércoles

Comience el tercer día, una especie de ecuador de la dieta, puede hacerlo con huevos revueltos y un pomelo grande. Como suplemento, tome un vaso de café con leche, pero sin azúcar.

El almuerzo puede consistir en un vaso de crema fresca a base de requesón bajo en grasa, ajo y verduras.

Para el almuerzo, coma una lucioperca en gelatina con salsa de rábano picante y tome un par de trozos de pan Borodino. Como postre, hornea una gran manzana con miel.

Como otro refrigerio en la tarde – té de la tarde – puede comer una menta de matsoni natural con pan y un vaso de café natural.

Y para terminar el día aconsejamos al pollo que es el tabaco cocido en una sartén bajo opresión sin aceite, sal y cáscara.

Jueves

El cuarto día, comience con una cazuela de cuajada al horno con frutas secas. Mímese con una cucharada de crema agria baja en grasa y un vaso de café con leche, pero sin azúcar.

El almuerzo es una excelente ocasión para hacer un soufflé de bayas congeladas, con la adición de una gota de miel.

Por la tarde, puede cocinar sopa de cereales, a base de filetes de pollo bajos en grasa. Agregue un puñado grande de verduras al caldo y almuerce sin agregar pan.

El refrigerio puede consistir en un huevo batido y horneado en una sartén seca. El panquecito de huevo será delicioso y satisfactorio, pero aún muy útil. Puedes comer un panqueque con un lote de pan.

En la cena, hornear pescado bajo salsa de arándano o grosella negra. Muy sabroso, por ejemplo, una combinación de caballa rellena de grosellas rojas o negras con hierbas provenzales. Puedes beber pescado con yogurt, katikom o yogurt natural.

Viernes

El quinto día es el día en que verá los primeros resultados tangibles. Trátese con un buñuelo de panqueques con una cucharada de miel y una gran porción de café con leche y canela. Espolvoree los panqueques con trocitos de coco, es sabroso e inusual.

Para el almuerzo, cocine pequeños canapés de pan con requesón y verduras.

El almuerzo lo complacerá con una gran porción de pescado (por ejemplo, salmón rosado), y puede darse el gusto con el vertido de filete de pollo y pomelo.

Para un bocadillo, látigo un vaso de yogur con bayas, agregue vainillina allí. Tal cóctel traerá saciedad y enriquecerá el cuerpo con microelementos.

Y para la cena, coma cebada perlada hervida con hongos secos blancos al vapor.

Cinco días de dieta, pero sostenido por todos los cánones, tomará hasta 5 kilogramos de exceso de peso y será un excelente comienzo para seguir trabajando en usted mismo. Sin embargo, para continuar la dieta con éxito, los dietistas recomiendan devolver las verduras a la dieta.

Características de una dieta sin verduras y la forma de salir de ella

Los expertos dicen: incluso cinco días dedicados a una dieta sin verduras perfectamente “reconstruir” el cuerpo para una nueva forma de vida.

Permiten durante mucho tiempo revisar los hábitos alimenticios, dejando de lado la química y los productos semielaborados a favor de los productos naturales.

Inmediatamente después de la dieta, empieza a escribir en la dieta de verduras al vapor, por ejemplo, coliflor, agua calabacín, guisado vegetal con la col, zanahorias, y opcionalmente una pequeña cantidad de champiñones champiñones frescos.

Trata de seguir adhiriéndote a la nutrición sin sal, pero apóyate en las especias, experimentando con sabores. Jugo de limón, vinagre de manzana, una mezcla de salsa de soja con aceite de oliva y ajo saturará su dieta con sabores únicos, trayendo mucha alegría al paladar, le permitirá obtener placeres gastronómicos y sin productos dañinos.

Ventajas de una dieta sin verduras:

• es nutritivo;

• Fácil de llevar;

• permite quemar grasa, pero no afecta la masa muscular;

• adecuado para el invierno, cuando las verduras son insípidas y caras;

• Debido al abandono casi completo de la sal, el organismo se limpia rápidamente cuando se libera del exceso de agua.

• permite que el cuerpo se reconstruya rápidamente, incluido el mecanismo de quema de grasa.

Punto importante: si tienes problemas de salud, es mejor rechazar una dieta sin verduras y elegir por ti mismo otra dieta más suave.

¡Se saludable, feliz, disfruta los colores de la vida con una nueva figura!

Leave a comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

3 + 5 =